logo podologo malaga clinica del pie la malagueta
podologo niños malagapodologia infantil malagapodologo para niños en malagapodologo infantil malaga pies planos niños

Es una deformidad frecuente, benigna, que consiste en una desviación hacia dentro de la parte anterior del pié. El pie visualmente, tiene forma de habichuela (con el borde externo convexo y el borde interno cóncavo), y puede dar algunos problemas al calzarse, especialmente si la deformidad es muy acentuada, ya que presentará excesiva presión en esa zona, pudiendo aparecer zonas de sobrecarga y desgaste del calzado. En esta deformidad intervienen factores genéticos, mecánicos y posturales, tanto intrauterinos del bebé durante el embarazo, como con las posiciones que adopta el niño durante el sueño o el juego (dormir boca abajo, favorece esta desviación). El antepié adductus está estrictamente relacionado con la marcha en adducción, y cuando el niño comienza a andar, se ve como “camina con los pies hacia dentro”, lo que puede ocasionar perdida de equilibrio, inestabilidad y caídas frecuentes. Aunque la causa puede no ser solo la parte anterior del pié, puede venir derivada de una torsión anómala en niveles superiores de la pierna o de la cadera, que dan como resultado este mismo tipo de marcha hacia dentro.

En cuanto a la evolución, si es flexible, a veces se corrige de manera espontánea en cuanto cambian los hábitos posturales, pero si no es así, o la deformidad es muy evidente, habrá que colocar plantillas, además de reforzar con ejercicios de estiramiento y manipulaciones de esa zona para conseguir reequilibrar la musculatura implicada. La plantilla estará formada por una pieza que se colocará en la zona externa del pie, que hará que las partes blandas se acomoden a esta nueva posición corregida consiguiendo modificar el mecanismo y el ángulo de desviación y haciendo que camine con los pies rectos. Además será fundamental corregir los hábitos posturales que están acentuando esta deformidad, y realización de ejercicios que potencien contrariamente la musculatura afectada.

En este tipo de casos, lo primero es buscar el origen de la alteración, y si la deformidad del pie es el origen, habría que instaurar el tratamiento lo antes posible para evitar que estas alteraciones se extiendan. Cómo en todas las alteraciones biomecánicas infantiles, es fundamental un seguimiento de cerca y un control de la evolución de la deformidad, tanto si se ha puesto tratamiento como si no.

Ahora puedes hacerme todas las consultas que quieras sobre esta alteración de la marcha en niños  y contarme tu caso personal directamente a través del siguiente formulario, te recibiré con mucho gusto en Clínica del Pie la Malagueta (Málaga)

Su nombre (requerido)

Su e-mail (requerido)

Su teléfono (requerido)

Su Consulta

 

Más información
Contenido actualizado
Especialidad
Podología Infantil Málaga
Valoración
51star1star1star1star1star